La Unión Europea ve el Campus do Mar muy competitivo para captar fondos